16 de marzo de 2010

Twitter en la comunicación médico paciente


-Pero eso sería terrible -me dijo un infectólogo al que le comenté mi proyecto llamado eORL. Imagina que yo les diera mi móvil, mi correo o mi página personal a todos mis pacientes. ¡Estaría todo el día acosado! Yo trato a algunos VIH que son jóvenes, con acceso a nuevas tecnologías y que dedican parte de su tiempo a buscar por Internet alternativas para saber si lo que estoy haciendo con ellos es lo mejor. Si les diera mi correo electrónico, ¡tendría mi bandeja de entrada siempre llena de correos de estos pacientes demandando información!

Pero lo que este infectólogo no sabía es que los pacientes ya nos buscan en Internet. Quieren saber quién es su médico. ¿Alguna vez has buscado tu nombre en Google? Hazlo y sabrás lo que tus pacientes van a saber de ti cuando ellos te busquen. Por cierto, quita tus fotos más comprometidas de Facebook o de Tuenti. Un paciente encontró la página de uno de mis compañeros y, después de ver las fotos de sus vacaciones, le envió un mensaje para agradecerle lo buen médico que era.

Sí, hoy en día los pacientes electrónicos no están sólo en Estados Unidos; han llegado a España y están entre los que acuden a nuestra consulta de todos los días. Y más o menos conscientemente, reclaman cada vez más una atención por la red.

-Pues yo les doy mi teléfono móvil y mi correo a mis enfermos de la privada y no me suelen solicitar mucho -me comentó otro médico de mi hospital. Creo que les tranquiliza y les pone mejor saber que estoy ahí por si algo va mal.

Seguramente los dos médicos tengan razón; entonces, ¿a quién escuchar? Por un lado, sería muy positivo que mis pacientes pudieran comunicarse conmigo en cualquier momento; por el otro, yo también necesito un tiempo personal de descanso.

Mientras me planteaba esto, encontré una solución intermedia delante de mis narices: Twitter, que permite una comunicación entre personas instantánea, gratuíta y forzosamente breve. Así que diseñé un proyecto para seguir on-line a mis pacientes. La idea me entusiasmaba tanto que lo fui comentando con algunos compañeros hasta que uno me dijo:

-¿Y por qué no dedicas mejor tu tiempo a estudiarte la especialidad?

Ya no comento lo de eORL; ahora lo llevo en secreto.

8 firmas. Añade tú la tuya:

Julia dijo...

jejeje, estúdiate tu especialidad, al final, ante la mínima iniciativa !zas! la vuelta a la realidad, yo tampoco se qué forma es mejor, no obstante gracias por el consejo de las fotos, un besote!

Bellatrix Black LeStrange dijo...

Por eso mismo yo no uso mi nombre completo por FB, no me apetece que me encuentren, ni fotos por el blog, ni, ni ni... es terrible pero vale más vivir mi vida. Ya comenté por ahí lo de "Si los pacientes supieran que..."
Y tambiénm piensa que siempre habrá gente que ante tus proyectos les saque pegas, para decirte si salen mal "ya te lo advertí" cual madre amantísima. Tú sigue con tu música!!

Fer dijo...

Desde luego, Twitter nos está revolucionando.

Ramón dijo...

Me has recordado el cuento del burro el padre y el hijo, y lo he releído en http://aqualung.obolog.com/padre-hijo-burro-110307.
Yo doy mi móvil a algunos pacientes de la pública que se acaban haciendo amigos (con gran dolor, hay mucha pena en la Oncología). Amén de familiares, colegas, familiares de colegas, colegas de familiares y algún directivo. Y no recuerdo mayores intromisiones. Y siempre me queda el "perdona, ahora no puedo..."
Sigue con lo tuyo. Y descuida. "La especialidad", como todo en la vida, no se estudia. Se aprende. Y tú la estás aprendiendo.
Un abrazo.

Oidun dijo...

Qué cabrito xD

Podría funcionar o podría no hacerlo pero está claro que si no lo intentas... nunca lo sabrás...

Lo que sí haría yo si vas a lanzarte es seleccionar los grupos e ir empezando por grupúsculos de pacientes que veas tú que podrían beneficiarse más... Y si todo funciona... seguir ampliando.

Mucha suerte con tus innovaciones ;-)

academico dijo...

Como idea "teórica" está bastante bien. Ahora, que pienso que es perder tiempo de ocio y familiar que pierdes, y no se puede estar trabajando todo el día. Tú también necesitas y necesitarás desconectar.

Si les das abiertamente tu movil, con 1 ó 2 a lo mejor no, pero cuando tengas entre 20 y 30, entre unos y otros no vas a poder ver ni una peli... y puede que tengar suerte y no te molesten mucho, o puede que no. No obstante, yo me buscaría algo para que les valga algo de dinero a los otros (aunque sea un euro la llamada) y que tú recibas algo "por las molestias", o estarás cargando con una responsabilidad "gratuita" y que vete a saber durante cuanto tiempo vas a poder hacer...

Yo quizás vería mejor que no les des el movil, sino que cojas tú sus números y llames al que consideres que debería tener un seguimiento. Y para los otros, te puedes abrir una página web, donde poner una serie de "normas", como por ejemplo que vas a intentar contestar a todos y lo antes posible, pero que no puedes garantizarlo... y que te envíen las cosas a un correo, que no sea el tuyo personal, sino que te lo crees exclusivamente para esto, y que puedas atender "en ratos libres" cuando te apetezca.

Si luego decides acabar con el servicio, como la cuenta estaría ligada a la página web, puedes comentar que el servicio deja de estar "activo", que lo sientes mucho y tal, les explicas la razón del cierre y les ofreces otras alternativas.

Aparte, claro está, de que puedes poner una especie de "curriculum vitae" en esa web para que los pacientes sepan qué médico les está llevando...

Es que eso de dar móviles y emails personales... tarde o temprano acabará dando problemas seguro (en mi opinión). Y realmente, no sé durante cuanto tiempo podrás mantener este servicio, ya no sólo porque no puedas más, sino porque te canses de él, y tú también tienes derecho a vivir...

Un saludo.

Ter0n dijo...

Te deseo suerte. Pero ya sabes que mi opinión es parecida a la de Bellatrix.

Eso sí, siempre podrías tener una cuenta y una serie de horarios para atender esas llamadas. No sea que se te empiece a acumular trabajo de forma desmedida y empeores tu rendimiento por agotamiento.

Ya nos tendrás informado ;-)

natalia_paperblog dijo...

Hola Emilienko,

Buenos días. Soy Natalia, Responsable de Comunicación de Paperblog. Quisiera disculparme por dejarte un comentario así, pero no he encontrado otra manera de contactarte. Tras haber descubierto "Cómo convertirse en entrenador Pokémon", me pongo en contacto contigo para invitarte a conocer el proyecto Paperblog, http://es.paperblog.com, un nuevo servicio de periodismo ciudadano. Paperblog es una plataforma digital de difusión cuya misión es identificar y dar a conocer los mejores artículos de los blogs inscritos, que sino, se siluyen entre la masa de información antes de llegar a los oportunos lectores.

Si el concepto te interesa, anímate a proponer tu blog, se adapta a nuestros criterios y creo que tus artículos resultarían muy interesantes para los lectores de "Salud y Bienestar". Si así fuese, tus contenidos siempre estarán asociados al autor original, acompañados de tu nombre/seudónimo y ficha de perfil, además de varios vínculo hacia el blog original. Además, los artículos más interesantes podrán ser seleccionados por el equipo para aparecer en distintas portadas (según el artículo) y tú podrás ser elegido como Autor del día.

Espero que te motive el proyecto que iniciamos el mes pasado con tanta ilusión. Échale un ojo y mientras, no dudes en escribirme para conocer más detalles.

Un cordial saludo y feliz comienzo de la primavera,
Natalia natalia @ paperblog.com
Responsable Comunicación Paperblog