17 de febrero de 2009

La sesión clínica


La sesión clínica es ese momento terrible de la vida del médico residente en el que tiene que explicar un tema del que sabe muy poco a un grupo de médicos adjuntos que conocen profundamente ese tema en cuestión.

Es más o menos como ponerte delante de Stephen Hawking y explicarle que dos por dos son cuatro; o como convencer a Fernando Lázaro Carreter de que "haber" se escribe con H y con B.

Para añadir intensidad al asunto, las sesiones ocurren a la bonita hora de las ocho de la mañana; y a pesar de que tú a esa hora tienes el cuerpo cortado por los nervios y por haber dormido mal, los médicos adjuntos se sienten en plena forma y te realizan continuamente preguntas dificilísimas que normalmente no sabes responder.

Sólo espero no decir cosas que estén mal, como hice en mi última sesión...

Foto: Primera diapositiva de mi presentación.

5 firmas. Añade tú la tuya:

f.ode dijo...

Pero... ¿Pusiste "Emilienko"? ¡Qué valor!
(Y descansa :))

Elenita dijo...

Si yo fuera médico adjunto, te daría la máxima nota sólo por haber puesto a Hopper en la portada :)

dra jomeini dijo...

Tranqui...Como ex-adjunta, te puedo decir que la mayoría de esos adjuntos que te escuchan se saben el tema peor que tú que acabas de revisarlo...
Si eso no te tranquiliza, imaginatelos desnudos...yo que sé. Besitos.

Cherry dijo...

buf. que miedito.

:s

espero que todo fuera bien ;)

doctorfarandula dijo...

Yo creo que deberias llevar la sesion clinica en plan "viernes frikiemédico" (los cuales echo mucho de menos, por cierto) seguro que se quedaban to rallaos y nadie atinaria a preguntarte nada!!

Weno que tal te ha ido???